martes, 15 de marzo de 2016

The Met Breuer


945 Madison Avenue
New York, NY 10021

www.metmuseum.org/visit/met-breuer

El traslado del Whitney Museum a su nueva sede a orillas del Hudson dejó huérfano el edificio donde estaba instalado desde los años sesenta, en la avenida Madison de Nueva York. Un edificio singular, sin protección urbanística,
que más que una casa era una escultura urbana de importantes dimensiones. Estamos hablando de una obra de Marcel Breuer, el arquitecto y diseñador húngaro que dará nombre a partir de ahora al edificio, que con su aspecto ciclópeo
en forma de pirámide invertida creaba un fuerte contraste entre su exterior de apariencia brutal y su interior, recogido, de tamaño abarcable para el espectador y magníficamente diseñado para ofrecer una visita agradable a quien hacía el recorrido por sus salas.

Nueva York está llena de rumores sobre manos ocultas que mueven su extraordinario mundo cultural. Esta vez, un magnate de la industria cosmética e importante protector del Metropolitan Museum,
ha estado detrás de la idea de que sea este museo el que integre bajo su paraguas la vieja sede del Whitney para alejarla del negocio inmobiliario e instalar en ella las colecciones de arte moderno y contemporáneo.

El Metropolitan ha querido tratar el edificio Breuer como la obra de arte que es. Ha mantenido la pátina que el tiempo ha dejado en la piedra de la fachada y ha restaurado cuidadosamente el interior, eliminando incluso las 'mejoras' que
los antiguos usuarios habían efectuado a lo largo del tiempo.

La colección de arte moderno y contemporáneo del Metropolitan se lleva ahora al nuevo Met Breuer, situado a escasos diez minutos
andando del edificio clásico ubicado en Central Park. Y como no hay ahora museo que se precie sin exposiciones temporales, lo inaugura -marzo de 2016- con dos exposiciones que son un manifiesto del espíritu que anima esta nueva
aventura.

Una de las exposiciones tiene que ver con una reflexión sobre la terminación de la obra de arte y tiende un puente desde los clásicos de los que el Metropolitan posee una envidiable colección
-Rembrandt o Cézanne- a los artistas - Jackson Pollock o Robert Rauschenberg- de nuestro tiempo. Y otra lleva la mirada fuera de occidente, a la India con la obra de una artista que se sale de los parámetros que, para el arte de raíz europea
hubieran sido los normales, y que se han desarrollado, en cambio, de un modo distinto, por caminos que desvelan trazos que brotaron de otras tradiciones.

Nueva York no para de ofrecer novedades y ocasiones para visitarla y para justificar ese amor, convertido en seña de identidad, que en tanta gente despierta.

Leer más…

lunes, 8 de febrero de 2016

BAMPFA - Berkeley Art Museum and Pacific Film Archive


2155 Center St
Berkeley, CA 94704 - EE.UU.


www.bampfa.berkeley.edu/

A pesar del nombre -Art Museum- es un museo discreto por lo que a la colección de arte se refiere. Otra cosa es si hablamos de cine y de películas, tema en el que California es una potencia y además tiene una larga tradición.

Si San Francisco es un plato fuerte en la carta de ofertas que los EE.UU. propone a los visitantes, y si Sausalito y el bosque de secuoyas forman parte de los itinerarios en cualquier visita a la ciudad, Berkeley, al otro lado de la Bahía, llama al viajero por su famosa Universidad y ahora por el museo que al amparo de ésta se acaba de inaugurar.

Aclaremos, no es que el museo sea nuevo. El patrimonio de las grandes universidades americanas se nutre también de obras de arte y de fondos que refuerzan las especialidades que les dan fama. El museo existía ya, pero no cumplía con las normas
anti-sísmicas del estado y por ello estaba en hibernación.

Ahora, acaba de abrir sus puertas en un nuevo edificio a prueba de terremotos, pero sobre todo llamativo por su arquitectura y único por el enorme archivo cinematográfico que
pone a disposición de los aficionados.

Pero es más que eso, y por ello merece una visita. Marca una tendencia en el modo de enfocar la cultura en el siglo XXI. A la sombra de la Universidad quiere ser un espacio abierto a la comunidad con el
propósito de proyectar una forma más actual de gozar del conocimiento y del arte. Quiere ser un espacio compartido con la gente, que despierte la curiosidad, que genere inquietudes y por ello mismo vida. Un espacio donde ver -películas, cuadros...- y también donde estar, donde sentirse cómodo y
dejar pasar el tiempo.

Una fachada de perfil absolutamente moderno, con una enorme pantalla dirigida al exterior es la primera imagen que el visitante tiene del museo y es una seña de identidad que lo distingue de todo cuanto lo rodea. Si antes la
visita a Berkeley se centraba en el reclamo que ejercía la universidad, ahora el nuevo museo dedicado al arte y al cine añade una razón de peso para ponerla entre los planes a tener en cuenta durante la estancia en San Francisco.

Leer más…

viernes, 25 de diciembre de 2015

Museu do Amanhã


Praça Mauá, 1 - Centro, Rio de Janeiro - RJ, 20081-240, Brasil

museudoamanha.org.br/

Decía Conan Doyle que lo que más le fastidiaba del éxito de su célebre Sherlock Holmes es que su poderosa presencia había eclipsado el resto de su literatura. Con Calatrava podría casi decirse lo mismo. La poderosa imagen de
todo cuanto hace acaba por ocultar su contenido. Y a pesar de todo, es tan fuerte el impacto visual de su obra que por sí misma se impone en el paisaje y constituye un llamativo centro de atracción, un valor en sí mismo. Es imposible pasarla por alto y se convierte en un 'must' tan pronto echa raíces en una ciudad.

Así lo debió ver el alcalde de Río de Janeiro cuando, para remodelar el viejo puerto de cara a los juegos olímpicos, encargó a Calatrava la construcción de un museo del futuro: el  Museu do Amanhã. Un museo enclavado al
borde de la bahía y dedicado a la ciencia, o al mañana como reza su nombre en portugués.

La obra es espectacular, sobre un espigón estrecho que se adentra en el agua y cuya forma muy alargada ha dado
más de un quebradero de cabeza a los expertos en museística. Se supone que como el Sagrado Corazón que preside la ciudad o el Pan de Azúcar se va a convertir en un icono de la capital carioca con su extraña forma que han
bautizado como de dinosaurio y con su estructura extremadamente atrevida.

¿Y el contenido? El contenido es casi lo de menos porque el Museu do Amanhã es la
primera de las piezas de la inmensa remodelación que se producirá para la creación de la Ciudad Olímpica. Y su imagen, su localización y su contribución al gran proyecto de modernización de Rio son razones más que suficientes para tenerlo en cuenta como una prioridad en cualquier visita que se haga a la ciudad.

Leer más…

viernes, 13 de noviembre de 2015

Muzeiko


3, Prof. Boyan Kamenov Str.
Sofia 1700 - Bulgaria


muzeiko.com/en

Bulgaria no es un destino turístico especialmente de moda y menos para ir con niños. Pero la capital, Sofía, se está moviendo y una fundación apoyada por los Estados Unidos acaba de abrir un museo dedicado a los más pequeños. Un museo
moderno, lleno de imaginación y pensado para que los chicos se diviertan y también aprendan.

Con 130 juegos y un buen número de exposiciones permanentes, quiere estimular a los jóvenes a entrar en el mundo del conocimiento y a husmear en campos tan diversos como la biología, astronomía, arquitectura, paleontología y arqueología.

Todo está hecho para dar la sensación de moverse por el tiempo y el espacio. Los sótanos, bajo tierra, están ambientados a la manera de cuevas para envolver al visitante en la atmósfera de los orígenes de la vida y de la cultura en la tierra. La
primera planta la ocupan campos sobre los que se ha interesado la ciencia moderna. En el piso superior, la tecnología y el mundo de la exploración espacial cobran todo el protagonismo. Y para unir unas cosas y otras, un árbol monumental hecho de tubos, ruedas,
enormes moléculas y elementos biológicos a escala gigante conecta el pasado y el futuro para despertar la imaginación de los visitantes.

Quien vaya a Bulgaria con chicos encontrará en Sofía un plan de primera para entrenerse un buen rato y quien no lleve a chicos tendrá ocasión de ver lo más nuevo de lo que se hace por el mundo.

Leer más…

martes, 13 de octubre de 2015

The Broad Museum


221 S Grand Ave, Los Angeles, CA 90012, Estados Unidos

www.thebroad.org


The Broad acaba de abrir sus puertas en el downtown de Los Angeles añadiendo un nuevo punto de interés -un punto fuerte- a la inmensa capital californiana.

Se trata de la iniciativa de una pareja de
grandes coleccionistas de arte -el matrimonio Broad- que han depositado en el nuevo museo su colección. Una colección que abarca a los grandes nombres del arte contemporáneo. Jeff Koons, Andy Warhol, Roy Liechtenstein son algunas de las estrellas de la pintura. Y Yayoi Kusama, Ragnar Kjartansson, Julie Mehretu y Goshka Macuga algunos de los responsables de las más celebradas instalaciones.

Alrededor de dos mil obras componen los fondos del museo, cuya concepción es espectacular. Obras polémicas como el mismo museo, que ha tenido defensores y críticos virulentos. Los periódicos han aireado el coste de esta aventura
filantrópica -150 millones de dólares- que se ha convertido en materia de cotilleo por su singularidad. La fachada cubierta por una celosía de hormigón y fibra de cristal se ha convertido en un icono, aunque ha defraudado a quienes esperaban que
compitiera de forma más grandilocuente con el Walt Disney Hall, de Ghery, no muy alejado, y de una arquitectura hermana a la del Gughenheim de Bilbao.

Lo cierto es que The Broad con sus tres plantas, sus espacios
enormes totalmente diáfanos, su ascensor envuelto en un tubo de cristal y la gran escalera mecánica que se adentra en el interior del edificio y que conecta el hall con los pisos superiores, resulta cualquier cosa menos una obra menor.

Todo lo contrario. The Broad es ya un peso pesado dentro del panorama de la ciudad y sin duda es un nuevo incentivo para hacer una parada en ella.

Leer más…

lunes, 5 de octubre de 2015

Haohan Qiao


P. N. de Shiniuzhai - Hunán - China


Más alto, más largo, más difícil. Aquel paso que pareció de gigante cuando los americanos decidieron poner una pasarela de cristal sobresaliendo de una orilla sobre el Cañón del Colorado ha quedado en un juego de niños.

Lo de ahora es una muestra más de músculo por parte de China y un nuevo ejemplo de que lo de batir récords se ha incorporado a sus proyectos, sean del tipo que sean.

No está claro de si se
trata de un reto al riesgo de infarto o a la tecnología. Lo cierto es que lo de las emociones fuertes se ha convertido en tendencia para los chinos. Se acabó lo de la uniformidad y lo de la mirada ausente de las masas. Ahora la adrenalina manda y en esa especie de deporte
de riesgo que consiste en cruzar un puente, ya no hay límite ni para la edad, ni para nada. Es sólo cuestión de narices.

Dos bloques enormes de roca limitan el cañón de Zhangjiajie que se abre en uno de los valles del parque nacional de
Shiniuzhai, en Hunán. El paisaje es, desde lo alto, sobrecogedor. El relieve tiene la dureza de la roca, en contraste con la vegetación que la cubre en muchas partes. Y juega con la espectacularidad de los grandes desniveles y las
grandes masas de agua que, en forma de presas, ocupan cada uno de los extremos del cañón.

430 metros de largo y 300 de altura aseguran al puente Haohan Qiao el puesto número uno entre los puentes colgantes con suelo de cristal en el mundo y prometen al mismo tiempo una experiencia de vértigo y de espectacularidad para recordar toda la vida.

Leer más…

lunes, 14 de septiembre de 2015

Garage Museum of Contemporary Art


9/32 Krymsky Val st., 119049, Moscú, Rusia


garageccc.com

En Moscú, en el Gorky Park acaba de abrir sus puertas el nuevo edificio del Garage Museum of Contemporary Art, una obra espectacular de Rem Koolhaas que pone a la capital rusa en la órbita de los museos más modernos del
mundo.

No es que el museo no existiera antes. Dasha Zhucova, galerista, coleccionista -mujer de Roman Abramovich, propietario del Chelsea- había instalado ya en un viejo garage para autobuses de la época
soviética su colección. El primitivo local, un hangar constructivista, formaba parte del catálogo de edificios importantes de Moscú y sobrevivió gracias a esta iniciativa pero se quedó pequeño.

Ahora, en el parque más
famoso de la ciudad se inaugura la nueva instalación en lo que vuelve a ser el aprovechamiento de un edificio antiguo. El nuevo museo fue antes un enorme restaurante que pretendía mostrar que la arquitectura y la modernidad de la vida
soviética no tenían nada que envidiar a las más avanzadas de occidente. Por supuesto, el edificio entró en declive y el restaurante cerró durante muchos años hasta ser rescatado. Ahora su fachada es un verdadero icono de la potencia innovadora
de Rusia. Forrado por una piel de policarbonato traslúcido, cuya continuidad rompen dos enormes puertas deslizables que dejan al descubierto toda la altura del edificio, el nuevo Garage es un hito en la ciudad.

Por dentro conserva la grandeza de los espacios públicos de la era soviética y mantiene también los mosaicos -con palomas de la paz incluidas- que le dan el sabor de una época que colapsó al terminar el siglo pero que queda unida para siempre a la
historia de la ciudad.

El museo guarda una importante colección de arte contemporáneo ruso desde los años 50 hasta hoy. Y, por supuesto, cuenta con un variado programa de exposiciones temporales al más alto nivel.

Leer más…